Los consumidores siempre deben estar en el centro de las estrategias y procesos de marketing, es por eso que los expertos en la materia están tan enfocados en escuchar y aprender todas las señales que envían para satisfacer sus necesidades y expectativas para mantenerse por delante de la competencia. 

Por otro lado, cuando las empresas centran su energía y atención en productos o servicios, corren el riesgo de fracasar o desaparecer del mercado. Esta noción se conoce como miopía de marketing. 

Miopía de marketing: por qué y cómo puede afectar su negocio 

La miopía de marketing se puede definir como una pequeña visión del futuro que tienen algunas marcas en un momento dado, lo que les impide apreciar los cambios en el mercado y sus necesidades (ya que solo se enfocan en promocionar lo que ofrecen). 

En particular, el término (y su interpretación) apareció por primera vez en 1960, por el economista y profesor de Harvard, Theodore Levitt. 

Entre sus principales causas, se destacan: 

  • Algunas empresas carecen de motivación para analizar los cambios en los hábitos de consumo en la era digital (y la pandemia). 
  • La falsa creencia de que ciertas empresas están en “áreas de crecimiento” les impide hacer sus propias contribuciones. 
  • Creer falsamente que las marcas no son alternativas competitivas e ignorar el desarrollo de la innovación. 
  • Por último, la empresa no tiene en cuenta los requisitos del cliente. Dejan de preguntar qué quieren de la marca. 

Como resultado, la miopía de marketing finalmente lleva a las empresas a un ciclo de autoengaño y peligros graves, tales como: disminución de las ventas, campañas de marketing/publicidad fallidas, problemas de lealtad del consumidor y deterioro de la marca. 

Te interesará  BrandZ Top 100 2018: Las marcas más valiosas del mundo

La clave para evitar que afecte a tus campañas 

Después de realizar búsquedas orgánicas y revisar varios informes, hemos recopilado algunos consejos que debes poner en práctica para evitar que la miopía de marketing afecte tus campañas. 

Tener una visión clara 

Para llevar a cabo cualquier actividad de manera efectiva, es necesario tener una comprensión clara de los objetivos y el camino para alcanzarlos. Muchas veces esto significa que tienes que sacrificar alguna ganancia (no te preocupes, es solo a corto plazo). 

Dirija su estrategia a los clientes, no a los productos 

Hemos enfatizado esto muchas veces durante la redacción de este artículo: la clave es enfocar su estrategia en las necesidades del consumidor, no en los productos. Investigue sus preferencias actuales. 

Las ventas no lo son todo 

La mayoría de los consumidores compran productos o servicios en función de sus necesidades actuales, no de las características o beneficios que tienen. 

Realizar estudios de mercado 

Prepara encuestas o estudios que te permitan entender lo que realmente quieren tus clientes. Estos se pueden desarrollar a través de las redes sociales más populares: Facebook, Twitter e Instagram, 

Visualizar y considerar la competencia 

Concéntrese en comprender lo que ofrecen sus competidores y lo que están haciendo actualmente (progreso, actualizaciones, nuevos productos). Más allá de eso, trate de adivinar qué estrategias están usando y por qué son tan efectivas. 

Diversifica tu negocio 

Si su empresa solo ofrece un producto/servicio, agréguele un nuevo atractivo o funcionalidad. Aún mejor: crea uno nuevo. Recuerde, los imperios se construyen sobre la diversidad.