Durante décadas los esfuerzos por los innovadores han estado orientados a la automatización. Aunque la mente humana es una herramienta increíble, está sujeta a ciertas limitaciones naturales, y mientras estas se puedan sustituir por máquinas, darán mejores beneficios.

En muchas ocasiones, los análisis y las proyecciones basadas en datos, están sujetas a interpretaciones personales; lo cual, conduce a menudo a una serie de errores de estrategias. Pero cuando se trata de un bot dotado de inteligencia artificial, los resultados tienden a seguir una característica de mucho valor: la objetividad.

En ese contexto, muchas de las áreas empresariales han comenzado a implementar herramientas de AI (sus siglas en inglés) para ganar ventaja en la optimización de sus procesos. Un software no se cansa, no falta, no llega tarde; siempre está disponible para mostrar lo que demandes de él.

Por ello, cuando se trata de áreas como el marketing, donde hay un sinfín de datos a estudiar constantemente; las herramientas de AI se vuelven un aliado casi imprescindible.

Te interesará  Big Data Marketing - Grandes datos, Grandes oportunidades

En qué consiste la inteligencia artificial

Una manera práctica de asimilar la complejidad de esta ciencia es visualizarla como la evolución informática que permite a las computadoras simular la mente humana. Efectivamente, se trata de un conjunto de patrones complejos, programados sistemáticamente para intentar acelerar el proceso de pensamiento y dar solución a problemas planteados como búsquedas.

Dicho de otra manera, es la ciencia que nos permite hacer que las nuevas cosas, sean inteligentes.

Ahora bien, debido a que el contexto es infinitamente amplio, es necesario ilustrar algunas maneras de cómo funcionan.

Dentro de las funciones del departamento de marketing, todas las actividades están enfocadas en un solo objetivo: conectar y fidelizar clientes. Esto se logra a través de un conjunto de estrategias basadas en el comportamiento de los usuarios de determinada marca ¿cierto?

¿Pero qué ocurre cuando se trata de analizar el comportamiento de miles o millones de usuarios?

¿Cómo estableces canales de comunicación a tiempo real con cada uno de ellos?

Te interesará  Elementos del estudio de mercado

¿De qué manera puedes identificar los intereses de compras del buyer persona cuando está representado por audiencias gigantes?

Necesitas de algo más rápido que solo tu talento y creatividad; necesitas herramientas y tecnología. Y es allí donde entra este software.

Principales usos de la IA en marketing

La combinación estratégica de esta tecnología con los requerimientos más demandantes de tu empresa generará una diversidad de aplicaciones. Sin embargo, si te enfocas en las competencias digitales de los grandes proyectos, puedes ver cómo estos le sacan el máximo provecho a:

  • Chatbots
  • Generación de contenido personalizable
  • Búsquedas por voz
  • Publicidad programática
  • Data driven
  • Email marketing
  • Analítica predictiva
  • Diseño UX/UI
  • Otros

En efecto, no tiene el mismo peso hablar de una aplicación que de una tecnología. En el caso del marketing, los ejemplos de uso son bastante prácticos, pero los expertos afirman que estamos frente al comienzo de una generación mucho más desarrollada.

Si hasta ahora los cambios tecnológicos han marcado la historia, con la inteligencia artificial podríamos estar viendo una aceleración de lo que se pronosticaba para años más tarde. De lo que sí puedes estar seguro, es que si aún no estás relacionado con el tema, puede que termines fuera del mercado en los próximos años. Para evitarlo, ponte manos a la obra