Al evaluar un poco el comportamiento de las marcas personales más exitosas, nos damos cuenta de un punto en común; son extremadamente mediáticas. Y con esto no me refiero a que se dediquen a vociferar todo lo que hacen y cómo lo hacen; sino que saben de qué manera aprovechar la mayor cantidad de medios posible para conectar con su audiencia.

Por ejemplo, hablando de canales digitales, sabemos que a nivel de farándula, encontramos mayor afinidad en redes como Instagram y Facebook. Pero cuando nos enfocamos en nichos profesionales, y una marca personal B2B, seguramente veremos el uso de LinkedIn.

Ahora bien, si te encuentras encaminado a expandir el alcance de tu marca y quieres apoyarte en la red social/profesional más importante necesitarás algo de ayuda. Permíteme guiarte, sigue estos consejos prácticos y con seguridad comenzarás a ganar relevancia.

Por qué LinkedIn será útil para mi marca

En principio, debes asimilar el propósito de tu marca. Si necesitas establecer relaciones comerciales con colaboradores, reclutar un equipo de trabajo con especialidades, conectar con clientes corporativos… Créeme, ellos no están en Facebook; o al menos, no con fines laborales.

Te interesará  La vida de un marketer, en gifs.

Ahora bien, si aprendes a manejar tu participación en LinkedIn, te encontrarás con una audiencia enorme; cuya atención está sesgada y se orienta 95% a fines comerciales. ¿No es eso suficiente?

Ciertamente, el comportamiento de la app y la web son un tanto diferente en comparación con otras redes. Pero una vez identificas qué hacer y cómo, la experiencia será mucho más sencilla y además aportará resultados interesantes a tu proyecto.

Además, se ha demostrado que un buen perfil de esta red permite:

  • Fortalecer la imagen corporativa de cualquier proyecto.
  • Compartir contenido profesional en formatos empresariales.
  • Conectar con clientes y proveedores de gran escala.
  • Descubrir personas con la capacidad/talento que necesitas para crecer.
  • Ampliar tu red de contactos.
  • Estar al tanto de lo que piensan y hacen tus competidores.
  • Compartir experiencias de aprendizaje en el entorno comercial/laboral.
  • Difundir tu estrategia de content marketing.
  • Otros.

Evidentemente, se trata de un perfil que puede aportar mucho valor si se sabe utilizar. Bueno, es el momento de comenzar a hacerlo correctamente.

Te interesará  5 tips que debes considerar para tu Marca Personal

Cómo usar LinkedIn correctamente

Una vez que aprendas cómo crear un perfil profesional en LinkedIn lo único que te resta es manejarlo con eficiencia.

Para ello, es importante que desarrolles un plan de contenidos que te conecte con aquellos usuarios de la red que significan algo importante para tu proyecto. Ten en cuenta que un buen contenido se basa en información relevante, útil y fácil de asimilar.

Y por supuesto, lo que se busca es que el engagement de cada publicación muestre una tendencia de crecimiento.

Además de ello, es importante que vayas ampliando la red de contactos desde tu perfil. Dedica tiempo a explorar perfiles y enviando solicitudes personalizadas para conectar. Recuerda que mientras más grande es la red, mayor es el alcance de la información; y si además, esta última es potente, se difunde con un efecto multiplicador.

Finalmente, no te conformes con agregar personas y compartir información; aprovecha al máximo las conexiones para interactuar con los miembros de tu red. Comenta, comparte y vuelve a revisar.

Te interesará  ¿Qué es un Community Manager? #Ebook GRATIS

Ciertamente, estas actividades demandan tiempo, pero una vida activa dentro de esta red social le dará a tu audiencia la sensación de que estás allí para ellos. Y eso es un plus profesional.