Hemos pasado nuestra vida escuchando que “la primera impresión es la más importante”, entonces, si lo primero que ve nuestro posible empleador sobre nosotros es un Curriculum Vitae, debemos destacar.

La mayoría de las empresas cuentan con profesionales dedicados a la contratación de nuevo personal. Durante los procesos de selección, esperan que los CV consignados contengan información clara y concisa sobre los postulados.

Podemos definir entonces al Curriculum Vitae como nuestra carta de presentación. Si no incluímos información importante sobre nuestra experiencia y desarrollo profesional, seguramente tendremos menos probabilidades de que nos escojan, pero lo mismo puede pasar si agregas datos innecesarios o irrelevantes.

Por ejemplo, la especialista en Marketing Digital, Vilma Núñez, considera que “el mejor CV de un Community Manager, por ejemplo, son los casos de éxito que ha tenido con las marcas que ha gestionado. La formación es importante pero la puesta en práctica es vital”.

El diseño y la organización de la información también forman parte de los aspectos importantes que deben tomarse en cuenta a la hora de crear tu “hoja de vida”.

¿CUÁLES SON LAS FUNCIONES DE UN CURRICULUM VITAE?

  • Presentarte ante tu posible empleador: Como ya lo hablamos antes, nuestro CV es la mejor manera de explicar tu experiencia de manera resumida.
  • Concentrar la atención en los aspectos más importantes de tu personalidad y de tu recorrido académico y laboral: Puedes tener mucho que decir sobre tu vida, pero en tu Currículum debes agregar sólo aquello que sabes representará un plus para ti al momento de la selección.
  • Guiarte durante y después de la entrevista: Cuando tienes conocimiento de lo que has agregado a tu CV, que sabes que será atractivo para tu posible empleador, puedes enfocarte en ello a la hora de conversar durante tu entrevista y al momento de desarrollarte como profesional, en caso de resultar contratado.

Un punto a tener en consideración es personalizar tu Currículum, lo mejor posible, al cargo por el cual estás optando. Quizá has desarrollado otras actividades o empleos que no son relevantes para la oportunidad y sólo representarán elementos de distracción.

ESTRUCTURA BÁSICA DE UN CURRÍCULUM VITAE

Si bien podemos agregar algunos detalles extra sobre nuestra experiencia profesional y nuestras aptitudes, hay información que, por ningún motivo, debes obviar:

Datos personales: Nombre y apellidos, número de identificación, lugar y fecha de nacimiento, dirección personal, número de teléfono de contacto, dirección de correo electrónico, entre otros.

Formación académica: Estudios realizados, indicando fechas, centro educativo y lugar donde se realizaron.

Otros Títulos y SeminariosEstudios complementarios que mejoran tu formación universitaria, indicando las fechas, centro educativo y lugar donde se realizaron.

Experiencia Profesional: Acá puedes agregar documentación de contratos, convenios y colaboraciones que has realizado. Incluye tu experiencia laboral relacionada con tus estudios universitarios o que puedan ser de interés para la empresa que quieras que se interese en ti. No olvides señalar las fechas, nombres de las empresas dónde trabajaste y las funciones y tareas llevadas a cabo.

Idiomas: Haz mención de los idiomas que manejas y de tu nivel de conocimiento en cada uno. En caso de tener certificaciones especiales del idioma, agrégalas.

Aptitudes: Señala tus conocimientos en sistemas operativos, procesadores de texto, diseño gráfico, internet y cualquier habilidad que poseas.

Otros Datos de Interés: Menciona aspectos como: disponibilidad, licencias, etc.

Existen tres maneras de presentar un Curriculum Vitae: la cronológica, la cronológica inversa, y la funcional.

El Curriculum Vitae cronológico: Permite presentar la información partiendo de lo más antiguo a lo más reciente. Este formato tiene la ventaja de resaltar tu evolución.

El Curriculum Vitae cronológico inverso: Innovadora y ganando terreno cada día. Consiste en empezar por los datos más recientes. Tiene la ventaja de resaltar tus estudios y experiencias más recientes que son obviamente las que interesan más a las personas interesadas en ti.

El Curriculum Vitae funcional: Clasifica la información por temas y proporciona un conocimiento rápido de tu formación y experiencia. Es un perfecto instrumento de marketing, debido a que no sigue una cronología y permite seleccionar lo positivo e ignorar los baches del camino.

Los especialistas en recruitment están acostumbrados a estas tres formas de presentación de currículum, sólo debes escoger la que mejor se adapte a ti.

5 PASOS CLAVE A SEGUIR CUANDO CREAS TU CV

Siguiendo los pasos que te sugerimos a continuación, estamos seguros de que lograrás dar el primer paso: obtener una entrevista.

Utiliza un vocabulario sencillo

Evita el uso de palabras técnicas o demasiado artificiosas. Emplea diferentes sinónimos para evitar repeticiones. Mantenlo simple y directo al grano.

Cuida la presentación

Lo importante no es sólo el contenido, sino la manera en la que se presenta. Cuida detalles como la tipografía, la redacción y revisa una y otra vez a ver si pescas algún error de ortografía. Pide una segunda, y hasta tercera, opinión, si es necesario.

Agrega una dirección de e-mail profesional

Es probable que hayas abierto tu primera cuenta de correo electrónico cuando eras apenas un adolescente. Así que existen muchas posibilidades de que sea algo como “amoelrock@correo.com” o “anabanana@correo.com”. Olvídate de él. Crea una nueva cuenta utilizando tu nombre y apellido.

Añade una fotografía de calidad

A pesar de que no es determinante agregar una foto a tu currículum, ni solicitado por todas las empresas, de necesitarlo debes seleccionar una adecuada para tal fin.

Utiliza una tipo carnet digitalizada, de buena resolución, en donde vistas de manera profesional y no tu cara recortada de una grupal.

Mantenlo corto y ordenado

Recuerda siempre: Ve al grano añadiendo información simple, precisa y realmente relevante. También es importante seguir el orden de la colocación de la misma, esto según el tipo de currículum escogido.

HERRAMIENTAS PARA CREAR UN CV

Si necesitas un poco de ayuda extra, considera alguna de estas opciones:

Canva.com: excelente herramienta que te ofrece una amplia variedad de plantillas para la elaboración de tu currículum. Desde el diseño hasta la distribución de la información.

ResumUP.com: puedes escoger plantillas simples o interactivas. Te permite visualizar e imprimir tu currículum tal y como lo prefieras.

TopCV.me: te permite seleccionar colores, tipografías y editar las plantillas con tu información de manera muy simple y rápida. Además te ofrece tips que te servirán para incluir la información correcta.

Creddle.io: se sincroniza con tu perfil de LinkedIn y te permite editar el formato y la información de tu CV de manera sencilla.

Todas estas herramientas también te permiten descargarlos en PDF para que logres enviarlo por correo y que se mantengan organizados, algo súper importante en cuanto a tu presentación.

TU CV Y EL MUNDO DIGITAL

En vista de que actualmente todo gira en torno al Social Media, permite que tu posible empleador sepa más de ti, agregando tus usernames en perfiles de redes sociales, así como de plataformas de contacto remoto como Skype.

Recuerda hacerlo sólo si vale la pena que vean lo que publicas en ellas, no lo hagas si lo que posteas puede perjudicarte.

De igual manera, si tienes algún blog o página web, haz la referencia dentro de tus vías de contacto.

Es importante resaltar que, pesar de que plataformas como LinkedIn, que muestra tu formación profesional y académica, están creciendo, el Currículum Vitae no se ha dejado en el olvido. Muchas veces, si eres contactado a través de LinkedIn para una entrevista, lo primero que te solicitan es un CV actualizado.

Seguramente, has pasado por lo que muchos: enviado currículums a diferentes empresas optando por el puesto que apuestas es para ti, pero nunca te llaman. Luego de leer este artículo puedes estar más tranquilo, quizá no fue por ti, sino por tu currículum. No permitas que te vuelva a pasar y crea el tuyo ahora.