Una estrategia de email marketing es efectiva siempre y cuando las bases como la audiencia objetivo, y los objetivos estén perfectamente definidos. El corazón de la estrategia se centra esencialmente en la capacidad de crear un plan de marketing de contenidos que se difunde a través de correos electrónicos.

Tal y como lees, no se trata de llenar la bandeja de tu prospecto con anuncios de venta, promociones ni nuevos lanzamientos. Aunque esto forma parte del contenido, no es el eje central, pues el exceso de ofertas abunda y debes hallar una manera de hacer la diferencia.

Permíteme mostrarte como enriquecer el corazón de una estrategia de mailing a fin de que cada vez obtengas más suscriptores y nuevos clientes.

El marketing de contenidos dentro del email marketing

El email marketing pretende utilizar el correo como canal formal para una comunicación profesional y puntual con tus prospectos, compradores eventuales y clientes recurrentes. En la mayoría de los casos promueve una comunicación unidireccional pero que sustentada en aportes significativos al suscriptor, aumenta la tasa de fidelidad de estos.

¿Cómo estructurar entonces esta comunicación poderosa a través de una secuencia de email?

Inicialmente debes tener una base de datos segmentada de acuerdo a intereses, objetivos, rasgos demográficos y por supuesto definiendo el embudo que los llevará desde la captación hasta la conversión.

Conforme a estos detalles, necesitas establecer un calendario de difusión. Considera que un exceso de mails en la misma semana puede causar bajas en la newsletter, así que enfócate en ser preciso y genuino en el valor que desees aportar.

Los más grandes optan por estructurar un programa que consta de:

Te interesará  Cómo hacer una idea de negocio rentable
  • Aportes gratuitos de acuerdo a la especialidad del proyecto.
  • Infoproductos de libre acceso con información parcial pero significativa.
  • Descripción de novedades, actualizaciones o cambios dentro de tu propuesta de valor.
  • Ofertas de tiempo limitado.

Ahora bien, al momento de considerar los temas y la frecuencia de publicación debes tomar en cuenta el tiempo que te toma desarrollar contenido de calidad. Es preferible que pases un tiempo previo organizando el contenido de 15 días o 1 mes para luego ponerlo en marcha y contar con el factor de anticipación.

De nada sirve si envías newsletter todos los días, si esta no aporta ningún contenido de valor, así que asegúrate de que cual sea la categoría que elijas para el calendario de contenido, te enfocarás en la calidad.

Finalmente lo mejor es apoyarse en las mejores herramientas de email marketing de las que hemos conversado anteriormente. Ahora, puedo señalarte:

  • Sendingblue
  • Mailchimp
  • GetResponse

Sin embargo, de acuerdo a tu presupuesto, las integraciones que necesites y el tipo de funciones especializadas que requiera tu negocio, deberás elegir una sobre otra.

El éxito de una campaña de mailing está ligado a la efectividad de las herramientas, la segmentación adecuada y el valor del contenido, lo cual incluye la buena planificación del mismo.

Toma las notas pertinentes, estudia las campañas de tus competidores siendo tú mismo un suscriptor y confirma lo que te he compartido hasta ahora. Luego de eso, solo necesitas darle forma a tus ideas y aterrizarlas en una secuencia de correos que te haga conectar con tus distintas audiencias.