Si has llegado hasta aquí es porque estás listo para subir de nivel, listo para buscar la computadora gamer que se convertirá en tu mejor aliada en las batallas virtuales. Pero, ¿sabes qué? Esto no es tan fácil como dar click en «comprar» al primer equipo que se cruza en tu camino. Aquí estamos para ayudarte a tomar la decisión más acertada.

Fuente: Unsplash

La mejor computadora gamer no es la que tiene más luces, ni la más cara, ni la que todos tus amigos recomiendan. La mejor es la que se adapta a tus necesidades, a tus juegos preferidos y, por supuesto, a tu presupuesto. Por eso, antes de que te lances a la aventura de adquirir tu nueva máquina de guerra, echa un vistazo a estos 8 consejos que hemos preparado para ti.

8 consejos para elegir la mejor computadora gamer

  1. Procesador (CPU)

El procesador es, por decirlo de alguna manera, el cerebro de tu máquina. Para garantizar que tus juegos corran a todo vapor, necesitarás un procesador que no flaqueará en momentos cruciales. Los juegos modernos son cada vez más exigentes, así que recomendamos un CPU de al menos cuatro núcleos. Si puedes permitírtelo, uno de ocho núcleos sería aún mejor. Y no olvides la velocidad; busca un reloj de al menos 3.5 GHz.

  1. Tarjeta gráfica (GPU)

Tu tarjeta gráfica es como los ojos de tu computadora, encargada de dibujar los mundos deslumbrantes y detallados de tus juegos. Querrás una GPU que pueda manejar texturas de alta resolución, efectos de iluminación avanzados y mantener un rendimiento fluido. Así que asegúrate de obtener una con al menos 4GB de memoria VRAM.

Te interesará  Ejemplo de Inbound Marketing en la práctica
  1. Memoria RAM

La memoria RAM es como el espacio de trabajo de tu computadora; cuanta más tengas, más cosas podrá hacer a la vez. Para los juegos modernos, te recomendamos al menos 16GB de RAM. Así, podrás mantener tus juegos, aplicaciones de streaming y chat, y otros programas abiertos sin problemas.

Fuente: Unsplash
  1. Almacenamiento

Cuando se trata de almacenamiento, tienes dos opciones principales: unidades de estado sólido (SSD) y discos duros (HDD). Los SSD son más rápidos y confiables, pero los HDD ofrecen más espacio por menos dinero. Si puedes, intenta tener ambos: un SSD para tu sistema operativo y juegos favoritos, y un HDD para almacenamiento adicional.

  1. Resolución y tasa de refresco del monitor

La pantalla es tu ventana al mundo del juego, y querrás asegurarte de tener la mejor vista posible. Busca un monitor con al menos 1080p de resolución y una tasa de refresco de 60Hz. Si puedes permitírtelo, una pantalla 4K o un monitor con una tasa de refresco más alta puede ofrecer una experiencia de juego aún mejor.

  1. Fuente de alimentación

La fuente de alimentación es como el corazón de tu sistema, bombeando electricidad a todos los componentes. Es esencial obtener una fuente de alimentación de alta calidad que pueda manejar todo tu hardware. No escatimes en este componente crucial; una fuente de alimentación de mala calidad podría poner en riesgo toda tu máquina. Como mínimo, busca una de 500 W. 

  1. Compatibilidad

Es esencial asegurarte de que todos los componentes de tu máquina son compatibles entre sí. Desde el tamaño de la placa base hasta el tipo de zócalo de tu procesador, cada pieza debe encajar perfectamente para crear una máquina bien afinada.

Te interesará  ¿Qué son las comunidades virtuales?
  1. Refrigeración

Ninguna batalla se ganó con un soldado exhausto, ¿verdad? Igual pasa con tu computadora gamer. Los componentes de alto rendimiento generan bastante calor y si no se disipa adecuadamente, podrían verse afectados e incluso acortar su vida útil.

Para evitar este sobrecalentamiento, necesitarás un buen sistema de refrigeración. Existen dos tipos principales: la refrigeración por aire, que es la más común y suele ser suficiente para la mayoría de los usuarios, y la refrigeración líquida, que es más efectiva, pero también más costosa.

En ambos casos, verifica que tu gabinete tenga suficiente espacio para un flujo de aire adecuado y que los ventiladores o el sistema de refrigeración líquida sean compatibles con tu hardware. Además, no olvides el mantenimiento; una limpieza regular ayudará a mantener la temperatura de tu sistema bajo control.

Fuente: Unsplash

Con estos consejos en tu arsenal, estás listo para embarcarte en la búsqueda de la computadora gamer perfecta. Aunque el camino puede ser difícil, al final tendrás un compañero confiable que te acompañará en todas tus aventuras virtuales. ¡Ánimo, guerrero, el mundo del gaming te espera!