La matriz FODA es la evaluación de las fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas con la finalidad de  determinar su impacto total en las actividades de marketing de una empresa. Para usar con éxito esta matriz, es importante considerar los siguientes cuatro pasos:

1.-La evaluación de la fortaleza y debilidades debe ver más allá de los recursos de la empresa y las ofertas de producto para examinar los procesos que son clave para satisfacer las necesidades del cliente.

2.-Tener en cuenta el logro de las metas y objetivos  de la empresa para empatarlas con las fortalezas y oportunidades del mercado.

3.- Evaluar que las debilidades se pueden convertir en fortalezas realizando estrategias claves en diferentes áreas de la empresa (soporte la cliente, investigación y desarrollo, capacitación de los empleados). De igual forma las amenazas se pueden convertir en oportunidades utilizando los recursos correctos.

4.-Reconocer que las debilidades que no se lograron convertir en fortalezas se vuelven limitaciones para la empresa. Las limitaciones que son evidentes y  significativas para los clientes u otros grupos de interés se deben minimizar mediante elecciones estratégicas eficaces.

Estos cuatro pasos deben servir como catalizador para facilitar y guiar la formulación de las estrategias de marketing que producirán los resultados deseados.


Fuente: O.C. Ferrel/ Michael D. Hartline (2014). “Estrategia de Marketing” (Quinta edición). México: Impreso en Cosegraf.

No se olviden que todos los jueves pueden seguirme con el hashtag#JuevesMarketero. Este es un espacio que busca enseñar a personas NO marketers, los temas importantes del marketing. Si desean más recomendaciones los invito a visitar mi blog > Cinthia Bazan.

¿Te interesó? ¡Compártelo en tus redes!