Una sociedad mercantil es una forma legal de organización empresarial en la que dos o más personas o entidades se asocian para llevar a cabo actividades comerciales con fines de lucro. Estas sociedades mercantiles pueden asumir diversas formas y se rigen por las leyes mercantiles del país en el que operan.

En el mundo empresarial, las sociedades son una estructura legal común para llevar a cabo actividades comerciales. Estas permiten a los empresarios unir fuerzas, compartir responsabilidades y recursos, y asumir riesgos en conjunto.

¿Qué caracteriza a una sociedad mercantil?

Independientemente del tipo de sociedad mercantil, existen algunas características comunes que todas comparten. Esto las define tanto en el área legal como empresarial y permite a quiénes vayan a formar parte de una saber a qué abstenerse.

Responsabilidad limitada

En la mayoría de los casos, los socios o accionistas tienen responsabilidad limitada, lo que significa que su responsabilidad se limita al monto de su inversión en la empresa. Esto puede verse afectado por distintos factores, como puede ser un traspaso.

Capital social

Las sociedades mercantiles deben contar con un capital social mínimo requerido por la ley, y este capital se divide en acciones, cuotas o participaciones, según el tipo de sociedad. Esta es una de las características principales de cualquier sociedad

Formalidades legales

La sociedad mercantil está sujetas a formalidades legales que incluyen la creación de estatutos, registro en una entidad gubernamental y cumplimiento de requisitos fiscales. De no cumplirse pueden ocurrir graves problemas legales

Posibilidad de traspaso

En muchas sociedades, las acciones o participaciones se pueden transferir o vender, lo que facilita la entrada de nuevos socios o inversores.

Rendición de cuentas

Las sociedades mercantiles deben llevar registros contables y presentar informes financieros periódicos. Esto para asegurar las transparencias en cualquier movimiento que implique un monto monetario

Te interesará  Cómo realizar la investigación de campo

Tipos de sociedades mercantiles

 Así como existen distintas características, también hay una variedad de tipos de sociedades mercantiles.

Sociedad anónima (S.A)

Las sociedades anónimas son una de las formas más comunes de sociedades mercantiles. Los accionistas poseen acciones en la empresa y, por lo general, tienen responsabilidad limitada, lo que significa que no son personalmente responsables de las deudas de la empresa. Las S.A. son adecuadas para empresas grandes y pequeñas y se utilizan en una variedad de industrias.

Sociedad de responsabilidad limitada (S.R.L)

Las sociedades de responsabilidad limitada son similares a las S.A. pero tienen menos formalidades y requisitos. Los socios de una S.R.L. tienen responsabilidad limitada y, generalmente, administran la empresa. Son ideales para empresas más pequeñas y medianas.

Sociedad cooperativa

Las sociedades cooperativas están orientadas al bienestar de sus miembros y operan bajo principios de democracia y participación. Los miembros son tanto propietarios como usuarios de los servicios o productos de la cooperativa.

Sociedades civiles

Las sociedades civiles son comunes en profesiones liberales como abogados o médicos. Los miembros de una S.C. se asocian para ejercer su profesión y comparten ganancias y responsabilidades.

Sociedad de acciones simplificada (S.A.S)

Las S.A.S. son una forma de sociedad más flexible que combina características de las S.A. y las S.R.L. Los accionistas de una S.A.S. pueden ser personas naturales o jurídicas y tienen una estructura más simple.