Si has estado buscando cómo motivar fuerza de ventas, con certeza habrás notado que no hay un argumento específico que te diga cómo hacerlo. La motivación está relacionada con los aspectos más profundos de las personas, y lograr motivar equipo de ventas y usen sus recursos para lograr las metas que propones, requiere tener un ojo clínico.

Debes observar el interior de las personas, conocer qué los inspira y qué temen, para luego dirigir las emociones a un solo fin.

Ahora bien, existe una variedad de técnicas de liderazgo y motivación al logro que podrían servir. El reto está en determinar cuál aplica a tu equipo de trabajo.

En ese sentido, considero que un paneo sobre las posibilidades para desarrollar el plan de acción te permitirá encontrar estrategias atractivas. Sin embargo, en pro de hacerte el camino más llevadero, he dispuesto de tres pasos específicos que te ayudarán a motivar al equipo de ventas a lograr los objetivos más ambiciosos.

Te interesará  El rol de marketing y ventas para la organización

Involúcrate con el equipo

Pocas cosas son tan molestas en el trabajo como la opinión de alguien que se ha mantenido a la distancia y éste pretende dar órdenes de cómo deben ser las cosas. Generalmente los que tienen las manos en el fango son quienes saben los detalles clave para mejorar las situaciones del trabajo.

Sabiendo esto, estar cercano al equipo te permitirá recoger un mejor feedback y a su vez, diseñar un plan a medida para mantener al personal de ventas en un estado armónico.

Si actúas desde afuera, es muy probable que tus ideas estés en otro plano de realidad que dificulte la aceptación por parte del equipo. Así que no necesito decirte más par que te acerques a tu fuerza de ventas cuanto antes.

Platea un objetivo concreto

Muchos líderes tienden a confundir el aumento de productividad con el planteamiento de metas imposibles. Por ejemplo, a muchos les encanta plantear la duplicación de la meta anterior y mes tras mes doblar estos números.

Te interesará  Factores que determinan la proyección de ventas

Es posible que en las primeras etapas, se pueda; sin embargo, a medida que avanza el tiempo, es más difícil el 2x, lo que por supuesto provoca una merma en el interés del equipo.

Por lo tanto, siempre que te mantengas centrado en un objetivo concreto y posible, tu equipo sentirá que es sencillo de lograr y apuntarán a ese éxito. Una vez lograda esa meta, sólo plantea la siguiente.

Mantén la autoridad

También he notado que los corazones más nobles tienden a sufrir una mella en su autoridad. El exceso de confianza o el escaso establecimiento de límites, puede hacer que el personal se aligere demasiado, llevando la fuerza de ventas a niveles ineficientes.

La confianza está bien, la armonía es perfecta, y el ambiente laboral fluido es un conjunto de elementos sensibles; es decir, un exceso de esto se vuelve contraproducente, y es lo que menos necesitas.

Para motivar fuerza de ventas es necesario que muestres tu figura autoritaria en medio de la comprensión y el dinamismo que caracteriza al líder de esta época.

Te interesará  Cómo y cuándo lanzar una promoción de ventas

¿Quieres que tu equipo venda más?

Haz que te sigan y muéstrale la mejor manera de sacar adelante el trabajo. Esa es la mejor manera de lograrlo.