El email marketing es una de las mejores maneras de generar tráfico y aumentar las ventas. Si lo haces bien, puedes evitar estos errores comunes que vamos a mencionar y hacer del email marketing una mina de oro.

Suena genial, ¿cierto? Tanto si eres una persona que está empezando o considerando adentrarte en el email marketing como si eres un profesional, eres bienvenido.

Sin más preámbulos, vamos a crear una lista de correos que ofrezca resultados tangibles. Aquí te traemos, junto a 2×3, 5 errores de email marketing que debes evitar.

Mensajes no solicitados (pero crees que no lo son)

¿Estás absolutamente seguro de que tienes el consentimiento de los clientes para enviarles un mensaje específico? Si envías un mensaje comercial a clientes (o clientes potenciales) que no se suscribieron para recibir esos mensajes de ti, de una manera directa y verificable (es decir, recibieron una solicitud de confirmación de suscripción y confirmaron la suscripción), estás enviando correo basura.

No importa si crees que no lo es o si piensas que los destinatarios definitivamente estarán interesados en lo que estás a punto de decirles. No lo hagas. Afectará tu reputación, la percepción y el respeto hacia tu marca, la capacidad de entrega de mensajes futuros (ya que los usuarios se quejarán) y, por supuesto, la eficacia del mensaje en sí.

Además de ser ilegales, los mensajes no solicitados normalmente ofrecen un retorno minúsculo de la inversión. Una campaña de marketing responsable y bien manejada te dará un mejor retorno.

Enviar un mensaje sin probarlo

Muchos problemas pueden ubicarse y resolverse en solo unos minutos probando un mensaje en los proveedores de correo electrónico más populares (por ejemplo, Hotmail, Gmail, Yahoo, Outlook, etc.). Asegúrate de que los enlaces funcionen, que las imágenes se carguen correctamente y que no haya errores gramaticales u ortográficos.

Luego, enfócate en cómo se muestra el mensaje en todos los diferentes programas de email; para una revisión más profunda del mensaje, puedes usar servicios de análisis de email.

Subestimar el asunto y el remitente

La clave del éxito de una campaña de email marketing está en dos elementos que usualmente se pasan por alto: el asunto y el remitente. Estos elementos son absolutamente críticos en la decisión del destinatario de abrir o no abrir un mensaje.

Primero, ellos necesitan reconocerte (¡no cambies el remitente!); segundo, necesitas convencerlos de que el mensaje es interesante. El asunto que dice “Boletín de Septiembre” probablemente no va a atraer tanta atención como “[Noticia] 5 errores de email marketing que debes evitar”. Dicho esto, no hay trucos: nunca crees un tema que no sea consistente con el cuerpo del mensaje.

Manejar mal las desuscripciones

Tus clientes necesitan ser capaces de desuscribirse con un máximo de 2 clics, sin tener que recibir un mensaje de confirmación ni tener que ingresar la dirección de correo electrónico de la que están cancelando la suscripción o una contraseña para ingresar a una cuenta.

Hacer que la desuscripción de los destinatarios sea difícil solo puede tener un efecto: se quejarán y marcarán tu mensaje como correo no deseado o te bloquearán como remitente. Si múltiples destinatarios toman estas acciones, tu reputación empezará a deteriorarse y vas a sufrir deliberadamente ya que tus mensajes empezarán a ser recibidos directamente a la carpeta de spam o no serán entregados.

¡Soy un artista gráfico!

Crear un mensaje de correo electrónico con un buen formato no es como escribir un documento de Word y de ninguna manera se parece a crear una página web.  El hecho de que diferentes proveedores de correo electrónico puedan emitir el mismo mensaje de manera muy diferente, si no se siguen ciertas prácticas, puede crear complejidades que pueden afectar fuertemente el éxito de una campaña.

Muchos de tus destinatarios reconocerán inmediatamente como tal un mensaje enviado rápidamente, el riesgo es que el mensaje podría no ser legible en algunos proveedores de correo electrónico (ejemplo: por la manera en que se manejan los fondos). La estructura del mensaje también es muy importante: no creas que el mensaje se leerá en su totalidad (normalmente no es así), que los destinatarios lo entenderán completamente y que sabrán lo que estás esperando que hagan.

Debes ser tan conciso y preciso como sea posible, luego usa un enlace para más información. Si el mensaje contiene una solicitud de acción, asegúrate de que esté mostrado y explicado de manera prominente, y que no solo esté en una imagen (que no se muestre).

Dejar que los gráficos hagan el trabajo de informar no es una buena idea porque en muchos casos esos gráficos no serán mostrados (ejemplo: no descargado por el usuario que podría tener prisa o que no se muestra porque el mensaje se está abriendo en un dispositivo móvil).

Conclusión

Esta lista es un ejemplo pequeño de errores comunes que puedes cometer en email marketing. Sin embargo, queremos ayudarte a evitar que los cometas para que tu campaña tenga éxito. Si estás al tanto de otros errores comunes de email marketing, te invitamos a compartirlos en la sección de comentarios debajo.

¿Te interesó? ¡Compártelo en tus redes!